1) INTRODUCCIÓN

   El amplificador SONY TA-FB730R que va a ser analizado, pertenece a la serie QS, que pretendía ofrecer la calidad extrema de la serie ES de SONY, pero a un precio muy contenido. La serie ES de SONY ha sido largamente aclamada durante muchos años, y de este éxito y buen hacer han bebido los componentes de la serie QS, que han logrado posicionarse como componentes "best buy" con una relación calidad precio imbatible. El aparato que nos ocupa es el hermano pequeño del TA-FB930R, que podemos considerar como una versión sobredimensionada del TA-FB730R, pero con una construcción y características muy similares a nuestro invitado, que es, por otro lado,  eslabón de una serie en evolución, de forma que es sucesor del TA-FB720R y antecesor del TA-FB740R, último representante de esta estirpe.

 

2) CARACTERÍSTICAS GENERALES Y FUNCIONALIDAD

   En el manual de instrucciones proporcionado por el fabricante, se anuncia una potencia de salida de 60W por canal a 1KHz, una medida que no parece muy seria. Sería de agradecer que el fabricante anunciara la potencia RMS de 20Hz a 20Khz. El manual de instrucciones no publica este dato, ni tampoco la documentación técnica que he consultado, aunque en el análisis realizado por algunas publicaciones especializadas le otorgan 40WPC, es decir, 40W continuos por canal. Admitiremos esa potencia como la "real" del aparato.

 

   El aspecto externo del aparato es imponente, con unas dimensiones muy considerables, y casi 9 Kg de peso. El chasis responde a la tecnología "Chasis FB" -Frame and Beam- de SONY, de gran robustez, aunque el panel frontal no es metálico, pero si de una gran consistencia. Un interruptor conecta y desconecta totalmente el aparato. No es posible efectuar esta operación desde el mando a distancia, ni existe una posición intermedia de espera o "stand by". El panel frontal, con un estilo muy clásico, cuenta con un selector de altavoces, accionado por medio de relés, controles de tono y balance, tape monitor, selector de fuente, también por medio de relés, Source direct, loudness y filtro subsónico, y el -para mi- prescindible EON link. Un gran control de volumen motorizado remata el panel frontal, que exhibe un buen acabado, y ejecutado con partes de calidad, como por ejemplo tornillos bañados en cobre, que podemos observar en las uniones.

 

 

    La tapadera superior está unida al chasis de forma muy convincente. El espacio interior del aparato es enorme, para favorecer su correcta refrigeración, ya que, como se verá más adelante, este amplificador disipa una gran cantidad de calor.

 

 

 

   El panel posterior ofrece dos juegos de conexiones a cajas acústicas, de calidad acorde al precio del producto. Ofrece dos tomas de corriente y seis entradas de audio, incluida una para un tocadiscos.

 

 

   El conjunto exhibe una gran consistencia, propia de la serie QS. El mando a distancia, muy bien resuelto, permite controlar casi todas las funciones del aparato, con la notable excepción del encendido/apagado del mismo.

 

 

 

 

3) ANÁLISIS EN PROFUNDIDAD

    Al acceder al interior la sorpresa es mayúscula, ya que el aparato posee todos los ingredientes del verdadero high-end, en su nivel más básico. Se aprecia una construcción irreprochable, doble monofónica, ejecutada a base de componentes discretos de grado audiófilo, cableado mínimo, secciones separadas físicamente... en fin, no se puede pedir más a este nivel, pero subrayo el nivel de calidad high-end básico, entendiendo bien el significado de este concepto, ya que este aparato carece del sobredimensionamiento que caracteriza a los aparatos de gama alta, y que a continuación detallaremos.

 

 

 

La modularidad de amplificador nos permite analizarlo por partes, y así, comenzamos por la fuente de alimentación, basada en un transformador toroidal de la empresa BANDO Electronics, fabricante de gran prestigio, y suministrador de grandes marcas de audio. En este modelo se ha elegido un transformador Toroidal de la serie SUPER RING, en concreto el modelo RT-175

 

   La presencia de un transformador toroidal en este amplificador es sorprendente, e indica la capacidad de la economía de escala de SONY, pero creo que los 164VA nominales del RT-175 son, en mi opinión, un poco justos. Aunque la potencia nominal de un transformador es un dato de entrega de potencia para garantizar la estabilidad térmica del mismo, y la entrega real puede ser mucho mayor; no obstante, creo que se podía haber instalado un transformador más capaz, aunque fuera del tipo EI. En cualquier caso, se trata de una opinión personal, que puede estar equivocada. Todo esto no impide que el transformador toroidal le confiere al conjunto un aspecto más vanguardista que la presencia de un transformador convencional.

 

   El transformador, bien anclado y aislado, está conectado a la siguiente placa, donde, tras el puente rectificador, observamos un bloque de condensadores de filtrado de grado audiófilo, en concreto dos ELNA GOLD TUNE y otros dos condensadores ELNA de valor más bajo.

 

 

 

     Pocos comentarios se pueden hacer ante la imagen: High-end sin paliativos al que antes me he referido. Estos condensadores solo se encuentran en productos de muy alta calidad. La corriente rectificada y filtrada, abandona esta sección para llegar al centro de la sección principal, a través de unos conductores de grado audiófilo, como se puede apreciar en la imagen.

 

   A continuación se nos presenta la sección principal del equipo, y se observa claramente una topología circuital impecable, doble monofónica, ejecutada con componentes discretos de grado audiófilo, y de impecable factura. La sección de fono es muy decente para este nivel. La selección de fuente está gobernada por el integrado LC7821, aunque hay una serie de relés que efectúan la conmutación.  La señal de entrada es enviada a la sección de potencia, que vemos seguidamente:

 

 

 

   La sección de potencia, totalmente simétrica y discreta, culmina en un push-pull simple por canal basado en un MOSFET 2SJ200 y su complementario, adosados ambos a un disipador de calor de aluminio. Sobre esta etapa de salida habría mucho que hablar. Con una corriente de drenador de 10A y una disipación de 120W, este push-pull ofrece, creo yo, una capacidad en corriente digna, aunque no comparable con otros equipos de gama alta, pero a cambio tenemos un diseño exquisito a base de MOSFET,s  y con ciertas particularidades, como la presencia de dos diodos LED en la etapa de polarización, y en una inusualmente alta polarización de los transistores de potencia, hecho fácilmente constatable por la gran cantidad de calor que disipan dichos transistores en reposo. Esta llamativamente alta polarización de los transistores de potencia también atrajo la atención del técnico que analizó el TA-FB740R en la publicación HI-FI CHOICE,  textualmente:

The output stage uses MOSFETs, biased to an unusually high current so that about half a Watt is delivered in Class A: the disadvantage of this is a static power dissipation in excess of 30 Watts, so don't block ventilation holes!

  Es decir , que el primer medio vatio sale en CLASE A... interesante. Una prueba más del carácter inequívocamente purista de este amplificador. Obviamente, un diseño con esta elevada polarización exige una gran fiabilidad y calidad en sus componentes, y es la enésima esencia del high-end básico al que antes me he referido.

 

 

 

   La señal de salida se dirige hacia los altavoces previa autorización del sistema de protección, y con unos relés de conmutación. También aquí estos relés elevan a audiófilo el grado de construcción del aparato.

 

 

4) ESCUCHA Y CONCLUSIONES

 

  Ahora no voy a llenar el análisis de parámetros subjetivos; soy de los que piensan que lo que se oye fuera suele ser fruto de lo que hay dentro, y este punto acaba de ser expuesto con total claridad, con grandes imágenes que apoyan lo aquí dicho. No obstante, en compañía de una cajas con una sensibilidad media-alta y fáciles de atacar, este amplificador brinda un sonido exquisito. En definitiva, high-end básico bien entendido. La conclusión de todo esto es que estamos ante un aparato que tiene TODOS, y digo TODOS los ingredientes del high-end básico, sin sobredimensionamientos, muy deseables, por cierto, pero no se puede pedir peras al olmo. En resumen, excelencia básica bien entendida.

 

5) INFORMACIÓN ADICIONAL

 

Amplifier Section

DIN power output
100 W + 100 W (4 ohms at 1 kHz)
60 W + 60 W (8 ohms at 1 kHz)


Total Harmonic Distortion (THD)
Less than 0.008% - at 10 W output


Frequency response
PHONO (20 Hz to 20 kHz): RIAA equalization curve +/- 0.5 dB
TUNER, CD, AUX, TAPE1/DAT, TAPE2/MD: 7 Hz - 100 kHz +0/-3 dB


S/N (network A)
PHONO: 90 dB
TUNER, CD, AUX, TAPE1/DAT, TAPE2/MD:  105 dB


Output voltage/impedance
REC OUT 1, 2: 150 mV, 1 kilohm
PHONES:  10 mW (at 8 ohms)


Speakers impedance
4 - 16 ohms
8 - 16 ohms (SPEAKERS A + B)


Damping factor
100 (8 ohms, 1 kHz)



General


System
Power Amplifier: Pure-complementary SEPP OCL power amplifier with all stages directly coupled
Preamplifier: low-noise, equalizer amplifier


Power requirements
230 V AC, 50/60 Hz


Power consumption
180 W

Dimensions (approx.) (w / h / d)
430 x 150 x 405
incl. projecting parts and controls

Weight
8.6 kg

www.000webhost.com